Publicidad | Vea su anuncio aquí

Enlaces Relacionados

  • Pablo descubre que no es un Albarrán
  • Pablo descubre que no es un Albarrán
  • Pablo descubre que no es un Albarrán
  • Pablo descubre que no es un Albarrán
  • Pablo descubre que no es un Albarrán
  • Pablo descubre que no es un Albarrán
  • Pablo descubre que no es un Albarrán
  • Pablo descubre que no es un Albarrán
  • Pablo descubre que no es un Albarrán
  • Pablo descubre que no es un Albarrán
  • Próximo álbum

Pablo descubre que no es un Albarrán

Pablo se entera, por boca de Yago, que su madre fue amante del tío de Camila. La noticia lo arrastra hasta los mares del rencor. Se siente traicionado por su propia familia.
Pablo corre a preguntarle a su nana si lo que Yago le acaba de decir es cierto, ella lo confirma, le dice que su padre es… Daniel Monterde. Pablo siente como hierve su sangre de coraje y sale huyendo de la habitación.
Camila y Daniel continúan felices, pasean juntos tranquilamente, como si nada pudiera perturbarlos. Pocas veces han disfrutado tanto de su vida juntos.
La relación de Camila y Daniel es maravillosa, incluso hablan de construir apartamentos en la Malquerida, regalarle uno a Luzma y a Pablo. Camila lo único que desea es estar con su amor todo el tiempo, a todas horas, todas las semanas… y fines de semana.
Dionisio se empecina en que Natalia lo reconozca como su padre, sin embargo, ella no está segura de poder hacerlo, a pesar de llevar su sangre, no confía en el hombre que tiene frente a ella.
Isadora advierte a Cayetano que Pablo será dará cuenta pronto que él no es su padre.
Isadora es una maestra del engaño, teje su telaraña para convencer a Cayetano de aceptar que Pablo no es su hijo. Lo que en realidad pretende es manejarlo a su antojo, tenerlo solo.
Mariano y Teresa se encuentran de nuevo, tras su regreso de Chile, ella dice ser una mujer distinta, haber madurado, incluso lo acompaña a las caballerizas que siempre odió.
Teresa le dice a Mariano que estuvo presente el día de su boda con Ana María, que su intención era detener la ceremonia para que huyeran juntos, Mariano se sorprende, pero no tanto como su hija, quien escucha en secreto dentro de una caballeriza.
Pablo llega con su madre, lleno de ira le pregunta si es verdad que no es hijo de Cayetano Albarrán. Ella se disculpa, pero no es suficiente para calmar la tempestad que arrastra a su hijo. Pablo se marcha iracundo.

Publicidad | Vea su anuncio aquí

Próximos álbumes

La mentira de Rocío se cae

Prince Royce enamora a Houston!

Lugares que pronto pronto dejarán de éxistir

Tiro por la culata: Le enviaron fotos de abuso de policias de New York

Disfruta más imágenes
a tu izquierda