Publicidad | Vea su anuncio aquí

Enlaces Relacionados

  • Amores Verdaderos cap. 61
  • Amores Verdaderos cap. 61
  • Amores Verdaderos cap. 61
  • Amores Verdaderos cap. 61
  • Amores Verdaderos cap. 61
  • Amores Verdaderos cap. 61
  • Amores Verdaderos cap. 61
  • Amores Verdaderos cap. 61
  • Amores Verdaderos cap. 61
  • Amores Verdaderos cap. 61
  • Amores Verdaderos cap. 61
  • Amores Verdaderos cap. 61
  • Amores Verdaderos cap. 61
  • Amores Verdaderos cap. 61
  • Amores Verdaderos cap. 61
  • Próximo álbum

Nikki y Guzmán se comen a besos

José Ángel Arriaga se debate entre el amor que le tiene a su "alma” y los sentimientos que revolotean sobre su cabeza, una voz que le susurra un nombre “Victoria”.
Paula Trejo de Guzmán será la nueva profesora de piano para Nikki. A pesar del difícil reto de instruir a la malcriada hija de Victoria Balvanera, es una oportunidad para estar cerca de su hijo.
Kendra le calienta la cabeza a Nelson. Para ella, Nikki y Guzmán se miran de una manera “especial”.
Nikki bebe una copa tras otra, su “gorilita” se acerca para advertirle que no puede comportarse así.
Victoria decide pintar para relajarse, después de un día complicado. No quiere pensar en sus problemas, especialmente en la infidelidad de Nelson. Nunca podrá perdonarle lo que hizo.
Victoria le pide ayuda a su guardaespaldas, quiere que le sugiera pintar algo. “Soy todo suyo” dice Arriaga, el modelo de Meta Imagen ahora será el modelo personal de la señora Balvanera.
“Si en una rosa estás tú, si en cada respirar estás tú, ¿cómo te voy a olvidar?” canta Polita para su güerito chulo. Qué voz, todos aplauden, excepto Nikki, claro, quien se lleva nuevamente una copa a los labios.
Nikki no quiere quedarse atrás y toma el micrófono, canta al aire de la noche, pero Guzmán no puede quitarle la mirada de encima. Hasta que debe rescatarla cuando está a punto de caerse del escenario.
¡Cuánta música! Victoria sorprende a Arriaga cantando, lamentablemente no es muy afinado, pero está dispuesto a posar para su patrona, a hacer lo que ella le pida.
Debido a su estado, Nikki debe ir a descansar y pide que Guzmán la lleve, pero ella no controla lo que dice y comienza a lanzar lisonjas a su guardaespaldas.
Nelson entra abruptamente en la habitación y los descubre a punto de caer sobre la cama. Por la escena, tal vez Kendra no está completamente equivocada.
Guzmán intenta explicar la situación, pero Nelso no se lo permite. Nikki calma las cosas, pero inmediatamente vuelve a tensar el ambiente, su padre deja pasar el episodio, con la advertencia de que Guzmán se mantenga al margen.
Nelson se retira a buscar a su esposa, Nikki sigue bebiendo, consigue hacer una fiesta privada para ella y Guzmán dentro de la habitación.
Un pretexto tras otro. Una prenda tras otra. Arriaga temina posando con el torso desnudo para Victoria.
La fiesta privada se sale de control, ambos pierden la calma y se lanzan desesperadamente a un beso cargado de pasión.

Publicidad | Vea su anuncio aquí

Próximos álbumes

Arriaga modela para Victoria Balvanera

Walter Blanco eliminó los rastros de sus delitos

¿Por qué no debes perderte "La Malquerida"?

¡Ellos son los reyes de las telenovelas!

Disfruta más imágenes
a tu izquierda