Publicidad | Vea su anuncio aquí

  • teresa frases
  • Teresa frases
  • Teresa y Mariano
  • teresa frases
  • teresa hermana
  • teresa hermana
  • teresa hermana
  • teresa hermana
  • teresa frases
  • Teresa
  • teresa frases
  • Aida de teresa
  • teresa frases
  • teresa frases
  • teresa frase
  • teresa frases
  • teresa frases
  • teresa frases
  • Teresa frases
  • teresa frases
  • teresa frases
  • teresa frases
  • aida
  • teresa frases
  • teresa frases
  • teresa frases
  • teresa frases
  • teresa frases
  • Teresa frases
  • Teresa frases
  • teresa y oriana
  • teresa y oriana
  • teresa frases
  • teresa frases
  • Próximo álbum

Las mejores frases de Teresa

Teresa tiene muchas frases simplemente ¡memorables!
La primera es una clásica de la hembra mala: "Entre ser y no ser, ¡yo soy!".
Teresa amaba a Mariano, pero él no tenía lo que más le gusta...
Así que dijo otra de sus mejores frases: "Serías el hombre perfecto... si fueras rico".
Rosa, la hermana de Teresa murió porque no se atendió a tiempo su enfermedad y esto lastimó mucho a Teresa.
Ante la terrible noticia les dijo a sus padres: "A mi hermana la mató la peor de las enfermedades, ¡la pobreza! ¡Y eso es lo único que ustedes nos han dado!"
Cuando Teresa iba a la escuela andaba con Paulo pero cuando él no quiso casarse le dijo: "Si no hay boda de por medio no tengo nada que hacer contigo".
Cuando terminaron Aída se quedó con Paulo y Teresa le dijo con toda pero toda la maldad.
"¡Felicidades Aída! Ya conseguiste novio, ahora sólo tienes que hacer que te quiera".
Arturo llegó a su vida después y se convirtió en su nueva inversión. "Un cheque en blanco, ¡eso eres para mí Arturo!"
Desafortunadamente Arturo no se dio cuenta de su triste realidad hasta mucho tiempo después.
Aída se burló de Teresa igual que Paulo. Los dos hicieron de ella una hembra ¡bien mala!
Desde ese momento se dijo: "He decidido cambiar mi vida, voy a ir por un camino de verdad efectivo: el de dominar los sentimientos".
Y por supuesto también lanzó su amenaza para Aída: "Te vas a arrepentir, ¡te lo juro!"
"Acepto que me dolió lo que me hicieron, pero yo sé esperar y llegará el momento en que me las pagarán, ¡juro que me las pagarán!" dijo muy enojada.
Teresa vivió con muchas carencias pero sabe que tiene un arma muy poderosa: "Yo con mi belleza puedo lograrlo todo".
Y es que Teresa cree que ella lo merece todo por su belleza.
Y no sólo por su belleza también se considera muy lista: "Soy Teresa Chávez y más vale que se aprendan mi nombre, porque todo lo que yo necesito lo tengo aquí (¡o sea en su maligna cabeza!)"
Para ella es muy sencillo: "El que poco pide, nada merece". ¡Por eso ella pide muchísimo!
Aída odia a Teresa y siempre ha querido quitarle a los novios.
Teresa sabía que Mariano no quería ni tantito a Aída y para hacerla enojar le dijo:
"No vine a rogarle, ¡para eso estás tú!"
Además rogaba para que desaparecieran Aída y Paulo, "Voy a pedirle a dios que te ilumine o te elimine".
Teresa se casó con Arturo porque tenía una buena posición económica pero cuando se le acabó el dinero también se le acabó el amor.
A la hembra mala le dio pavor quedarse pobre como antes y se imaginó a un Arturo humilde.
Esto no lo pudo soportar pues siempre ha dicho: "¡Odio ser pobre!". Obviamente Arturo no pudo ser impedimento para que siguiera con sus planes así como tampoco lo fue Mariano. "No me voy a detener por ti ni por nadie" ha dicho Teresa.
Como Arturo no quería recuperar su fortuna tuvo que buscar otras opciones pues para ella...
"En la vida, ganar no lo es todo, es lo único".
No le importó lastimar a Arturo ni a Luisa porque según ella: "El fin justifica los medios y mas en el amor". ¿Será?
Después de que Arturo la puso a prueba y de un pleito con Lucía se enojó muchísimo y decidió cambiar de hombre: "Yo necesito a alguien que me valore ¡no un imbécil!".
Teresa puso el ojo en Fernando por su dinero aunque Oriana la odia. Incluso la amenazó con otra de sus frases memorables: “Todos los hombres quisieran estar conmigo, yo puedo tener al hombre que quiera y, si me lo propongo, puedo tener hasta a su hijo Fernando”.
Gracias a estas palabras se ganó una tremenda cachetada por parte de Oriana quien le advirtió que no tocara a su hijo. ¡Mucho caso que le hizo!
Fernando cayó redondito con sus encantos y Teresa le dijo cuando le cuestionó si sólo lo quiere por su dinero:: “Por supuesto que me gusta que tengas dinero. A mí me gustan los hombres que consiguen cosas, que logran lo que quieren”. ¡Ay Fernando pero si es clarísimo!
Ahora Teresa sigue con sus planes para no perder su posición así que no te la puedes perder porque ella asegura: "Este es el mundo al que yo pertenezco y nada me lo va a quitar ¡cueste lo que cueste!"

Publicidad | Vea su anuncio aquí

Próximos álbumes

Teresa perdió a su padre y Fernando ganó una golpiza ¿se lo merecían?

Angélica murió feliz con el amor de José Luis

Nadia y Víctor desafiarán a Pedro Medina

Los mejores momentos de Thalía con su familia

Disfruta más imágenes
a tu izquierda